Skip to content

26/03/2021 News

¿Qué tanta atención merecen tus llantas?

Al pensar en el cuidado del auto, tenemos en cuenta una serie de puntos que vienen directo a la cabeza: aceite, anticongelante, agua. Pero revisar la presión de tus neumáticos es tan importante como cualquier otro tema.

Un punto que debes tomar en consideración es que, de todo tu vehículo, sólo tus llantas tienen contacto con el pavimento durante el camino. Esto lo convierte en un aspecto vital para que cualquier viaje sea seguro.

Antes de entrar de lleno a las recomendaciones, debes saber que la medida que se utiliza en México es libra por pulgada cuadrada (PSI) y lo que se recomienda es que cada llanta tenga la presión recomendada por el fabricante de tu auto, la cual siempre podrás encontrarla en la placa, a la orilla de la puerta de tu auto.

En caso de que quieras hacerlo por ti mismo, requerirán de un manómetro. Este instrumento te indicará la presión de tu neumático, con la misma dinámica que utilizas para inflar la llanta de una bicicleta:

  • Retira el tapón de tu llanta con cuidado.
  • Conecta el manómetro con el pivote de la llanta.
  • Revisa que los PSI sean los recomendados por el fabricante de tu auto, llanta por llanta.
  • Ajusta, quitando o poniendo aire, según convenga.
  • Asegúrate de poner el tapón. 

Llantas con mucho aire pueden poncharse con mayor facilidad, desgastar la parte central del neumático o perder agarre. Este último punto también puede existir en caso de tener poco aire, junto con desgaste en la parte externa o la generación de un mayor consumo de gasolina.

La recomendación es revisar la presión de tus llantas una vez al mes, siempre teniendo en cuenta que los neumáticos no deben estar calientes a la hora de la revisión.

¡Revisa la presión de tus llantas con nuestros asistentes de pista, para tener un viaje seguro con TOTAL!